Revelación de Shamballa-Rubén Cedeño

Shamballa es la sede donde reside la Jerarquía Espiritual, que es el conjunto de Maestros Ascendidos que rigen los destinos de la humanidad procurando que se cumpla el “Plan de Dios para la tierra, Designio que los Maestros Conocen y Sirven”, que básicamente es Buena Voluntad, Inteligencia y Amor Compasivo. Se dice específicamente, “procurando” debido a que no solo depende de Dios y los Maestros el futuro de la humanidad, sino del género humano mismo y eres tú y somos todos, que con el “Libre Albedrío” podemos atrasar o acelerar este proceso.

El “Libre Albedrío” es la libertad que tiene el ser humano de escoger cómo vivir y con el poder de sus pensamientos, sentimientos, palabras y acciones ir diseñando su vida, sea para bien o para mal, y en esa libertad no puede interferir nadie para inhibirla. Por este motivo, toda educación espiritual ha de comenzar instruyendo en el uso positivo de lo que se piensa, se siente, se dice y se hace.

Cuando hay guerras, hambrunas o pestes, Dios y la Jerarquía Espiritual hacen el máximo esfuerzo por evitarlo o remediarlo, pero si la humanidad con su ignorancia, odio, separatismo persiste en que se produzca, decretándolo, pensándolo, sintiéndolo, Ellos no pueden hacer casi nada al respecto, y no se les puede culpar de la manifestación de estos hechos negativos. Por eso, para el establecimiento del “Gobierno Divino” y el “Plan de Dios para la Tierra” es tan importante la “Educación Espiritual” de las masas y que personas de Buena Voluntad puras de propósito tomen el Sendero Espiritual y se sumen en este propósito. El Sendero Espiritual es la mejor escuela de aprendizaje de cómo conducir la vida de la mejor manera, constructiva y positivamente.

En el afán de Shamballa por revelarse y conseguir el supremo objetivo de la “Educación Espiritual de la humanidad”, ha dado a conocer las Enseñanzas del “Sendero de Regeneración, Ascensión y Liberación”. Cada 75 años, faltando 25 años para la finalización de un siglo, Shamballa hace un esfuerzo calificado en este sentido, para que el mayor número de personas posibles conozcan de su existencia, su propósito y se sumen a trabajar dentro de sus objetivos constructivos por el bien del conglomerado humano.

Uno de los últimos esfuerzos más conocidos de Shamballa por dar a conocer sus objetivos de trabajo a favor de la humanidad, de los que se pueden saber y comentar, está el de 1875 en el siglo XIX, donde Helena Petrovna Blavatsky fue su protagonista en el plano físico. Posteriormente, para que no decayera este esfuerzo, en vista de la cercanía de la influencia positivista de la constelación de Acuario y el advenimiento de la Edad Dorada, el Maestro Saint Germain a través de Max Heindel y, un tiempo después por medio de Guy Ballard, realizó un esfuerzo importante exteriorizando las Enseñanzas y propósitos de Shamballa; luego el Maestro “El Tibetano” por medio de Alice Bailey realizó una descarga muy importante, tal vez la más reveladora sobre el conocimiento de la Nueva Era y el uso de los Rayos. Después el Maestro El Morya, junto a otros adeptos de la Hermandad Blanca lo culminó por medio de Geraldine Innocente y Lucy Littlejohn revelando información y técnicas para los estudiantes nunca antes reveladas.

Los tres primeros esfuerzos por medio de Blavatsky, Heindel y Bailey, además de profundamente cognoscitivos, fueron eminentemente pedagógicos, logrando que se establecieran grupos de instrucción de lo dispensado, beneficiando enormemente el desenvolvimiento y la organización del aspecto “manas” o mental, principalmente de los beneficiarios directos de estas revelaciones y por radiación, en toda la raza humana. Posteriormente las descargas realizadas por medio de Mr. Ballard, Geraldine Innocente y Lucy Littlejohn fueron solamente para depositar información sin sucesión discipular ni conformación de planes de estudios, porque así no fue contemplado ese propósito y donde los grupos colaboradores con los receptáculos se dedicaron a través de actividades propias del Sexto Rayo, por medio de decretos y canciones devocionales, a mantener un recipiente apto para resguardar a disposición de la humanidad esta descarga. En la actualidad todos estos esfuerzos, unos mas y otros menos, continúan activos a pesar de los problemas generados por las personalidades de algunos de sus propios receptáculos y debido a ello algunos ya han sido cesados, como dispensadores de punta.

En todos estos esfuerzos la Jerarquía Espiritual de Shamballa ha tenido que confrontar la deformación que han hecho los cuerpos emocionales y mentales con poco desarrollo de personas influenciables que se han sumado a estas actividades. La primera deformación de la información que la humanidad ha realizado y que la Jerarquía ha combatido durante siglos, es el flagelo más dañino contra el progreso de la raza, y es la herejía del separatismo”. Lamentablemente la falta de desarrollo ha llevado a algunos de los miembros de estos grupos a separarse en vez de unirse, lo que le ha restado empuje al esfuerzo. La falta de amor ha llevado a ciertos simpatizantes de las Enseñanzas de los Maestros a no darse cuenta que predican una enseñanza que separándose la contradicen.

La falta de cohesión entre el vehículo etérico y físico de algunos de los adheridos a estas Enseñanzas ha hecho que cascarones astrales guiados por los “hermanos de las sombras”, revestidos con nombres y apariencias de maestros de la jerarquía se inmiscuyan en el trabajo forjando falsas canalizaciones producto de la ignorancia o la percepción de intuiciones solapadas. Así también estas energías se han enmascarado como inspiraciones del Cristo, llevando siempre ocultamente la marca deterioradora, separatista y cismática de las sombras. Recuérdese siempre que no hablar de los efectos de los hermanos de las sombras por considerarlo indeseable es hacerse responsable de sus acciones, ya que: “El que ignorantemente peca ignorantemente se condena”.

A finales del siglo XX en 1975 se dió la ultima descarga de Enseñanza de la Jerarquía espiritual, una instrucción de “Fusión Espiritual”, propia del “Avatar de Síntesis”, un ser de Primer Rayo, que permitió hacer el sumario de las Enseñanzas más indispensables de las descargas del presente de la Nueva Edad y del eterno arcano.

Ginebra, New York, Tokio, Londres y Dargeeling fueron los focos mencionados por la Jerarquía Espiritual para la entrada de la energía del desenvolvimiento espiritual humano. A partir de 1975 con la nueva dispensación, Caracas y Buenos Aires, dos capitales latinoamericanas fueron reveladas como nuevos focos de expansión del trabajo jerárquico, y así estas metrópolis, la primera de Rayo Violeta y la Segunda de Rayo Rosa, pasaron a completar el número siete de este particular espectro energético planetario. Por cada una de las ciudades mencionadas entran uno de los Rayos del Logos. Según revela el Maestro el Tibetano los Rayos que rigen estas ciudades son:

New York    : Sexto Rayo de la Provisión.

Londres       : Primer Rayo de la Voluntad, Fuerza y Poder

Tokio            : Cuarto Rayo de la Ascensión

Ginebra        : Segundo Rayo de la Inteligencia

Darjeeling   : Quinto Rayo de la Verdad.

Es muy importante para el mundo que New York tenga uno de los más importantes centros de la Bolsa Mundial en Wall Street y la Sede de las Naciones Unidas. Dice el Maestro el Tibetano que la palabra clave de New York es: "Ilumino el Camino".

Es significativo que Ginebra esté en Suiza uno de los países de más alto nivel de vida y uno de los lugares donde está encarnada la gente más evolucionada del planeta tierra junto con Austria. En este emplazamiento se encuentran actualmente las Naciones Unidas y la Cruz Roja, organismos regidos en los niveles internos por miembros de la propia Jerarquía Espiritual de Shamballa.

Caracas trabaja para el Séptimo Rayo Violeta y allí fue descargada inicialmente una información espiritual que inesperadamente cundió de forma arrolladora la mente y los corazones de toda la población hispanohablante y que luego en Buenos Aires, ciudad del Tercer Rayo del Amor Divino, ha trabajado arduamente sobre su expansión. Ambas ciudades se complementan en el trabajo Jerárquico dando a conocer las Enseñanzas del Chohan del Séptimo Rayo, Avatar de la Nueva Edad y la nueva modalidad como el Dharma se dispensa en la actualidad.

De todas estas ciudades Dargeeling y Ginebra son las ciudades de más alto calibre espiritual aunque Dargeeling es la que más le falta activarse en el momento presente.

Últimamente México DF y Milán han presentado un importante despertar que incipientemente está desenvolviéndolas como futuros focos de expansión planetaria.

El último esfuerzo realizado por Shamballa ha sido el inspirar la colocación de la información de la Jerarquía en los medios informáticos actuales a sabiendas que el Darshan y el linaje no pueden ser transmitidos por estos medios, pero sí se puede hacer captación de la atención del buscador para que luego canalice su impulso, encontrando una relación espiritual real de forma tangible. Pero como el azote de maya está en todo, actualmente por los medios informáticos, el exceso de información espiritual indiscriminada (si no se toma con el debido discernimiento), puede menoscabar en las personas la integridad del trabajo de la Jerarquía Espiritual y que está generalizado en toda la sociedad como el “maya-fashion”, flagelo que quebranta la verdadera mística.

Ser seguidor de una página en Internet con información espiritual no tiene nada que ver con ser un estudiante en el “Sendero de Ascensión”, ya que esto último sólo se consigue poniendo en práctica la instrucción espiritual proveniente de un facilitador calificado, estar unido a un grupo físicamente y siéndole fiel a la Enseñanza Espiritual. Esto es lo que sintetizan las Tres Joyas. Los escritos que aparecen en una “Página Web” son solo una información, como puede aparecer en un libro, que si no se practica es de poca utilidad, y que estar afiliado a su red carece de importancia en el seguimiento de una “Vivencia Espiritual” certera, ya que hace falta un facilitador que supervise, una información engranada en un programa de educación Espiritual inteligente y un grupo donde se practique. No tener en cuenta estos tres últimos requisitos puede hacer apresar al aspirante en el más ilusorio de los mayas espirituales. Tomar precauciones y seguir las sugerencias de “Los que Conocen y Sirven” nos llevará a toda la raza humana a la conquista del Logro Victorioso de su Ascensión.

Vale la pena hacer el esfuerzo.

Vale la pena seguir trabajando.

Vale la pena no desanimarse y seguir a pesar de algunas circunstancias indeseables pasajeras.

Dios bendiga por siempre a todas las personas de “Buena Voluntad” que se incorporan como “Servidores Mundiales” en la persecución del Plan que los Maestros Conocen y Sirven.

GRACIAS.

Por Rubén Cedeño

(Foto: Rubén Cedeño-Revelación de Shamballa. Estación de Trenes de Lieja en Bélgica.)