Rubén Cedeño
esenfrdeitptru

Minutos antes de que se termine el año, es necesario perdonar, transmutar y disolver todo lo negativo del año que se termina.

1.- Yo, consciente de mis actos, y asumiendo el control de todo lo que “YO SOY”, borro de mi subconsciente y del registro etérico, todo record y memoria de cada suceso discordante que haya vivido este año.

2.- Perdono de todo corazón y olvido para siempre, todo disgusto, agravio, deuda, desamor, irritabilidad, agresión, traición, maledicencia y odio que me haya causado cualquier ser humano, situación o cosa.

3.- A todos aquellos que se hayan ido de mi lado para otro grupo, trabajo o círculo de amistades, lo suelto y lo dejo ir sin reclamarle nada, dándole la plenitud de mi amor para bendecirlo y prosperarlo donde quiera que se haya ido y donde esté.

4.- Renuncio con toda la entereza que mi ser tiene a todo apego de objetos, situaciones, posesiones y, sobre todo, personas. Declaro que nada ni nadie me ata a nada, y YO SOY libre, pero completamente y absolutamente libre, para entregarme y refugiarme en Dios y Sólo Dios, para siempre.

5.- Borro, borro y borro todo aquello que me haya sucedido en este año que no sea un escalón dentro de mi proceso de ascensión, y hago desaparecer de mi vida todo obstáculo que me impida volar hacia la libertad, que es el estado natural de mi ser.

6.- Cubro cada segundo, minuto, hora, día, semana y mes de este año que concluye con la brillante y resplandeciente sustancia de la Llama Violeta para borrar toda energía mal calificada y ahora lo envuelvo todo con la incandescente brillantez del Fuego Blanco de la Ascensión.

7.- Libre de personalidad, ego, pasado, memoria y mal karma, entrego mi Corriente de vida, al Servicio Único de la Luz, para que de ahora en adelante sólo oiga la Luz, sienta la Luz y piense la Luz, hasta alcanzar la eternidad.

Por Rubén Cedeño

Carta al Espíritu de la Navidad-Rubén Cedeño

Existe entre los niños la costumbre de escribir la carta a Santa Claus; los adultos se la escriben al Espíritu de la Navidad, y suele tener mucho efecto cuando se realiza con fe.

“YO SOY” invocando la DIVINA PRESENCIA DE DIOS en mí, al Amado Maestro Jesús, a la Madre María, al Espíritu de la Navidad, al Amado San Nicolás y a todos los Seres de Luz, trabajando en el campo de fuerza de La Navidad, para que en Armonía para todo el mundo, bajo la Gracia y de manera perfecta, se manifieste en mí este regalo de Navidad:

(________________________________Escribe tu deseo________________________)

Gracias Padre, porque ya me diste este regalo para hacerme feliz a mí y a todos los demás.

Esta petición se puede comenzar cualquier día de Diciembre y hay que leerla diariamente hasta la llegada del Espíritu de la Navidad, en que deberá ser incinerada diciendo: “Gracias Padre porque esto ya se cumplió”

Por Rubén Cedeño

La Llegada del Espíritu de la Navidad-Rubén Cedeño

El Espíritu de la Navidad es un Ángel Solar, ya que su existencia se debe al movimiento de la energía del Sol. Es de una radiación inmensa y se lo conoce con diversos nombres, uno de los cuales es Natívitas (ver imagen). Su resplandor es tan grande que se expresa como una Estrella de nueve puntas con radiación Verde, Blanca y Rubí, que desciende el 21 de Diciembre, el día del Solsticio de invierno en el hemisferio norte.

Llaves Tonales-Rubén Cedeño

¿Cómo se sabe cuál es la Llave Tonal de un maestro y quién la da a conocer?

Las Llaves Tonales se saben, como se conocen todas las cosas en las vida, estudiando, investigando, leyendo, esas informaciones están en los libros, algunas las revelan los mismos Seres de Luz en sus escritos o se saben por tradición oral. Si en las “Llaves Tonales” no se cree, no se desean escuchar, no es muy importante, no es dogma de fe, nadie se ha salvado y ascendido al cielo por una “Llave Tonal” ni nadie se ha condenado por no conocerla. Pero de que ayudan, ayudan y muchísimo.

Pensar por sí mismo-Rubén Cedeño

Veamos lo que dice el Maestro Koot Hoomi en una enseñanza que precisamente se la dio a Krishnamurti: "No debes abrigar una creencia simplemente porque mucha gente piense así; ni porque haya existido por siglos; ni porque esté escrita en cualquier libro que los hombres tengan por sagrado; deberás pensar por ti mismo y juzgar por ti mismo si la creencia es razonable"

El Maestro-Rubén Cedeño

Me gustaría que se quede más claro la palabra “MAESTRO”, la metafísica no la emplea con el sentido de tener autoridad sobre alguien, se supone que un maestro es alguien que tiene más adelanto sobre el tema, que puede ofrecer lo que ha aprendido a otros ¿no es así?. El Buddha, Milarepa y Krishnamurti tuvieron su maestro y tú tuviste tu maestra,

¿por qué se tiene mucho cuidado en la actualidad al utilizar la palabra maestro para referirse a alguien?.

Discernimiento-Rubén Cedeño

Para andar en la vida con un mínimo de tropiezos es sumamente importante hacer desenvolver el uso del Discernimiento.

Discernimiento es darse cuenta conscientemente y profundamente de las cosas, y en todas las escogencias tomar la decisión más acertada y beneficiosa para tu progreso espiritual y el de los demás.

Línea Discipular-Rubén Cedeño

¿Qué es una línea discipular? ¿Por qué es importante y cuáles son las grandes ventajas de tenerla?. ¿Es una garantía que el estudiante - por contar con una línea discipular- obre correctamente?

Grupo Metafísico de Madrid

Desde la Sede Central del Grupo Metafísico de Madrid Europa tengo el placer de darles la bienvenida a todos los que visitais esta puerta a las enseñanzas de los Maestros Ascendidos, de la edad dorada de su majestad Saint Germain y a la magistral exposición de su discípula directa, nuestra Amada Conny Méndez, cuyo legado recibimos de la mano de nuestro amigo Rubén Cedeño, para cuyo agradecimiento por su Amor, Instrucción y Amistad no conoce límites.

Aprovecho esta oportunidad para dar las gracias públicamente también a las personas que componen el grupo interno que tengo el privilegio de dirigir, sin cuyo amor, buen hacer y apoyo incondicional, no podría realizar la tarea que libremente elegí en su momento, así como a todos los colaboradores que contribuyen con las conferencias e instrucciones día a día, fieles a su linea discipular y a su conciencia. 

Si en algo contribuye esta página, a la expansión de la luz, aunque sea de una persona, nos daremos por satisfechos.

por Domingo Laut Rodríguez